Los costos del tráfico / El tránsito sale caro

Costos del trafico

A nadie le gusta estar atorado en la carretera circulando lentamente defensa con defensa, pero la desesperación que causan los congestionamientos de tránsito es solo uno de los costos que genera. De hecho, cada año se pierden alrededor de 121 mil millones de dólares por esta razón.

La verdad es que hay pocas cosas más desesperantes que estar atorados en el tránsito, mirando delante de ti una interminable fila de coches y camiones que apenas y avanzan, especialmente cuando uno se dedica al transporte. Claro, para todo el mundo el tiempo es valioso, pero para los transportistas lo es aún más, pues un retraso de algunas horas puede dar al traste con días de planeación de logística y, en el peor de los casos, quizá hasta con un jugoso contrato. Por ello es que, recientemente, un grupo de investigadores de el Instituto del Transporte de la universidad Texas A&M publicó los resultados de un estudio realizado en 2011 donde calcularon a cuánto ascienden los costos de los embotellamientos derivados de la pérdida de tiempo, combustible y productividad.

Las cifras que presenta el más reciente Reporte sobre Movilidad Urbana son impresionantes. Cada año se pierden aproximadamente 121 billones de dólares (sí, 121 mil millones) en todo Estados Unidos, de los cuales 27 billones provienen de la industria del transporte. Vaya cifra, ¿no? Otros números arrojados por este estudio son igualmente sorprendentes, pues los norteamericanos pierden 2.9 billones de galones de combustible y 5.5 billones de horas cada año atorados en el tráfico –para que te des una idea de qué bestial es este número, un año tiene solamente 8,760 horas-. Y evidentemente, esta cifra irá aumentando año con año; de hecho, a menos que gobierno y sociedad tomen cartas en el asunto, se estima que para el año 2020 las horas perdidas en el tráfico asciendan a 8.4 billones y el combustible desperdiciado a 4.5 billones. Traduciendo estas cifras a una escala más comprensible, el usuario habitual estaría perdiendo alrededor de 1,000 dólares por este motivo.

Cómo lo hicieron

Los resultados del estudio se obtuvieron utilizando una fórmula para medir el tiempo extra que los viajeros son forzados a añadir a sus viajes rutinarios –usualmente anticipando la hora del inicio de estos- para evitar llegar tarde. El nombrado Índice de Planeación de Tiempo (PTI por sus siglas en inglés) ayudó a los investigadores a identificar las ciudades con los peores congestionamientos viales. De acuerdo al estudio, la peor en todo Estados Unidos es Washington, DC, seguida por Los Angeles, San Francisco, Nueva York y Boston.

Volviendo a los transportistas, retrasarse por cualquier motivo es algo que puede tener consecuencias para el conductor, la empresa, el fabricante, el que envía, el que recibe e incluso el consumidor final. Vamos en pocas palabras cada retraso de un camión le cuesta dinero a todo el mundo, pues al final del día una parte de estos costos añadidos se trasladan al precio final de los productos. El estudio utilizó fórmulas para medir el impacto de las demoras de camiones así como el valor de las mercancías transportadas en una región determinada. Cuando sumaron todo, determinaron que el costo del tránsito a esta cadena productiva es de aproximadamente 27 mil millones de dólares al año. “Los camiones son un elemento clave en los procesos de producción que operan con márgenes de tiempo apretados; estos modelos de negocio utilizan una sincronización muy eficiente de componentes para reducir el espacio de inventario en el almacén”, dijeron los autores del estudio. “Como consecuencia, los camiones se convierten en un almacén sobre ruedas y si no llega a tiempo, puede detener una línea de producción, ocasionando un costo muchas veces mayor a simplemente el tiempo perdido”.

Por esta razón, el gobierno federal está buscando información  sobre los involucrados en esta problemática para ver de qué manera hacen más eficiente el transporte de mercancías. Algo que se está trabajando en una ley de carreteras que surgió el año pasado y se conoce como MAP-21, Moviéndose Adelante para el Progreso en el Siglo XXI. Evidentemente, hay muchas organizaciones que le pueden ayudar al gobierno –y al mismo tiempo a ellas mismas- a encontrar una solución a este problema que aqueja a todas las personas y empresas, tanto las grandes compañías transportistas como pequeños negocios o incluso operadores independientes. Sin duda, este tema es todo un reto que se deberá solucionar de la manera más rápida y eficiente para mantener sana y competitiva la industria del transporte.

Top Ten

De acuerdo al Reporte sobre Movilidad Urbana de la Universidad de Texas A&M, las diez ciudades más congestionadas de Estados Unidos son:

• Washington, D.C.
• Los Angeles
• San Francisco-Oakland
• New York-Newark
• Boston
• Houston
• Atlanta
• Chicago
• Philadelphia
• Seattle

 

 

 

 

Comments are closed.

app

app

app

app
app

Recibe las últimas noticias del mundo del transporte directamente a tu inbox


app
app
Los costos del tráfico / El tránsito sale caro

Costos del trafico

A nadie le gusta estar atorado en la carretera circulando lentamente defensa con defensa, pero la desesperación que causan los congestionamientos de tránsito es solo uno de los costos que genera. De hecho, cada año se pierden alrededor de 121 mil millones de dólares por esta razón.

La verdad es que hay pocas cosas más desesperantes que estar atorados en el tránsito, mirando delante de ti una interminable fila de coches y camiones que apenas y avanzan, especialmente cuando uno se dedica al transporte. Claro, para todo el mundo el tiempo es valioso, pero para los transportistas lo es aún más, pues un retraso de algunas horas puede dar al traste con días de planeación de logística y, en el peor de los casos, quizá hasta con un jugoso contrato. Por ello es que, recientemente, un grupo de investigadores de el Instituto del Transporte de la universidad Texas A&M publicó los resultados de un estudio realizado en 2011 donde calcularon a cuánto ascienden los costos de los embotellamientos derivados de la pérdida de tiempo, combustible y productividad.

Las cifras que presenta el más reciente Reporte sobre Movilidad Urbana son impresionantes. Cada año se pierden aproximadamente 121 billones de dólares (sí, 121 mil millones) en todo Estados Unidos, de los cuales 27 billones provienen de la industria del transporte. Vaya cifra, ¿no? Otros números arrojados por este estudio son igualmente sorprendentes, pues los norteamericanos pierden 2.9 billones de galones de combustible y 5.5 billones de horas cada año atorados en el tráfico –para que te des una idea de qué bestial es este número, un año tiene solamente 8,760 horas-. Y evidentemente, esta cifra irá aumentando año con año; de hecho, a menos que gobierno y sociedad tomen cartas en el asunto, se estima que para el año 2020 las horas perdidas en el tráfico asciendan a 8.4 billones y el combustible desperdiciado a 4.5 billones. Traduciendo estas cifras a una escala más comprensible, el usuario habitual estaría perdiendo alrededor de 1,000 dólares por este motivo.

Cómo lo hicieron

Los resultados del estudio se obtuvieron utilizando una fórmula para medir el tiempo extra que los viajeros son forzados a añadir a sus viajes rutinarios –usualmente anticipando la hora del inicio de estos- para evitar llegar tarde. El nombrado Índice de Planeación de Tiempo (PTI por sus siglas en inglés) ayudó a los investigadores a identificar las ciudades con los peores congestionamientos viales. De acuerdo al estudio, la peor en todo Estados Unidos es Washington, DC, seguida por Los Angeles, San Francisco, Nueva York y Boston.

Volviendo a los transportistas, retrasarse por cualquier motivo es algo que puede tener consecuencias para el conductor, la empresa, el fabricante, el que envía, el que recibe e incluso el consumidor final. Vamos en pocas palabras cada retraso de un camión le cuesta dinero a todo el mundo, pues al final del día una parte de estos costos añadidos se trasladan al precio final de los productos. El estudio utilizó fórmulas para medir el impacto de las demoras de camiones así como el valor de las mercancías transportadas en una región determinada. Cuando sumaron todo, determinaron que el costo del tránsito a esta cadena productiva es de aproximadamente 27 mil millones de dólares al año. “Los camiones son un elemento clave en los procesos de producción que operan con márgenes de tiempo apretados; estos modelos de negocio utilizan una sincronización muy eficiente de componentes para reducir el espacio de inventario en el almacén”, dijeron los autores del estudio. “Como consecuencia, los camiones se convierten en un almacén sobre ruedas y si no llega a tiempo, puede detener una línea de producción, ocasionando un costo muchas veces mayor a simplemente el tiempo perdido”.

Por esta razón, el gobierno federal está buscando información  sobre los involucrados en esta problemática para ver de qué manera hacen más eficiente el transporte de mercancías. Algo que se está trabajando en una ley de carreteras que surgió el año pasado y se conoce como MAP-21, Moviéndose Adelante para el Progreso en el Siglo XXI. Evidentemente, hay muchas organizaciones que le pueden ayudar al gobierno –y al mismo tiempo a ellas mismas- a encontrar una solución a este problema que aqueja a todas las personas y empresas, tanto las grandes compañías transportistas como pequeños negocios o incluso operadores independientes. Sin duda, este tema es todo un reto que se deberá solucionar de la manera más rápida y eficiente para mantener sana y competitiva la industria del transporte.

Top Ten

De acuerdo al Reporte sobre Movilidad Urbana de la Universidad de Texas A&M, las diez ciudades más congestionadas de Estados Unidos son:

• Washington, D.C.
• Los Angeles
• San Francisco-Oakland
• New York-Newark
• Boston
• Houston
• Atlanta
• Chicago
• Philadelphia
• Seattle

 

 

 

 

Comments are closed.

app

app

app

app
app

Recibe las últimas noticias del mundo del transporte directamente a tu inbox


app
app
%d bloggers like this: