10 formas de lidiar con el dolor de espalda

Cuida tu espalda

La expresión de que alguien es la columna vertebral de una empresa cuando es muy importante para la misma no es gratis. Tener una espalda sana es crucial para llevar a cabo casi cualquier movimiento en el día a día. Pero como las lesiones son inevitables, te traemos diez consejos sobre cómo lidiar con el dolor moderado en la espalda baja.

Lesionarse la espalda no es nada divertido. Quizás te pasó a levantar algo en una postura incorrecta O quizá estés lidiando con una enfermedad degenerativa Como la artritis. Cualquiera que sea la causa, una vez que tienes dolor de espalda, puede ser difícil quitártelo de encima. De hecho, uno de cada cuatro norteamericanos Ha sufrido un episodio reciente de dolor en la espalda baja y casi cualquier persona puede esperar tener dolor de espalda en algún momento de su vida.

En algunas ocasiones la lesión puede ser muy seria, al grado de hacerte sentir un entumecimiento, debilidad o cosquilleo en las piernas. En este caso es recomendable acudir con un especialista. Pero este mes te traemos una serie de consejos simples para lidiar en casa con los dolores leves y rutinarios leves de la espalda baja,

Enfriala 

Lo mejor que puedes hacer por tu espalda después de una lesión, digamos en las primeras 24 a 48 horas, es ponerle hielo, ya que esto te ayudará a reducir la inflamación, comenta Anne Reicherter, doctora en fisioterapia y profesora de Terapia Física en la Escuela de Medicina de la Universidad de Maryland. “A pesar de que el calor se siente bien porque ayuda a enmascarar el dolor y a relajar los músculos, el calor inflama aún más la zona afectada”, comenta. Después de 48 horas, puedes utilizar calor para tratar la lesión. Independientemente de que utilices frío o calor, retíralo cada 20 minutos para dejar que tu piel descanse. Si el dolor persiste, acude a un médico.

Muévete

De acuerdo a Reicherter, “la espina dorsal es como el resto del cuerpo, está hecha para moverse”. Sigue haciendo tus actividades diarias (las moderadas como hacer la cama, ir a trabajar, salir a caminar); cuando te sientas mejor practica ejercicios aeróbicos como la natación, ciclismo o simplemente caminar de manera regular, pues te ayudará a incrementar tu movilidad. Nada más no exageres. No tienes que correr medio maratón con la espalda lastimada.

Fortalécela

Una vez que el dolor ha cedido, puedes ayudar a evitar futuros episodios de dolor al trabajar los músculos que soportan la espalda baja, incluyendo los músculos extensores de la columna. “Estos te ayudan a mantener una postura y alineación adecuadas en tu espina dorsal”, dice Reicherter. Tener músculos fuertes en la cadera, pelvis y la zona abdominal también le dan más soporte a la espalda. Evita las abdominales que flexionan mucho la espalda (crunches), ya que estas pueden causar una mayor tensión en la zona.

Estírate

La recomendación ideal es no permanecer más de 20 minutos sentado encorvado hacia adelante. “Como muchas personas pasan mucho tiempo encorvadas hacia adelante en el trabajo, es importante pararse y estirarse hacia atrás a lo largo del día”, comenta Reicherter. No olvides estirar las piernas. Algunas personas sienten alivio del dolor de espalda practicando una rutina de estiramientos -como el yoga-, de manera regular. Por supuesto, esto no es algo fácil de lograr cuando manejas un camión, así que trata de estirarte cada que tengas la oportunidad.

Piensa ergonómicamente

Si los asientos de tu camión no te dan el soporte adecuado en la espalda baja, consigue un cojín para la zona lumbar y colócalo en él. Esto te ayudará a mantener una buena postura.

Cuida tu postura

Encorvarse hace más difícil que la espalda soporte el peso del cuerpo. Ten mucho cuidado cuando levantes objetos pesados. Nunca cargues las cosas solo con la espalda doblándote por la cintura, lo indicado es agacharte con la espalda recta y levantar el peso con las piernas.

Deja el cigarro

Fumar puede incrementar el riesgo de osteoporosis en la columna vertebral y otros problemas en los huesos. La osteoporosis a su vez puede causar fracturas por compresión en la columna. Investigaciones recientes muestran que los fumadores son más propensos a sufrir dolor en la espalda baja comparado con los no fumadores.

Cuida tu peso

El sobrepeso es una condición que afecta a tu cuerpo de muchísimas formas, y el esfuerzo extra que tiene que hacer la espalda para llevar un mayor peso es sólo una de ellas. Por ello es recomendable que te alimentes sanamente y hagas ejercicio para mantener tu peso en un rango saludable para tu altura.

Prueba analgésicos sin receta

Los medicamentos antiinflamatorios como la aspirina, ibuprofeno (Advil, Motrin, Nuprin) y el naproxeno sódico (Aleve, Anaprox, Naprosyn), pueden ayudar a reducir el dolor en la espalda. Otra opción para tratar las molestias es el acetaminofén (Actamin, Panadol, Tylenol). Solo asegúrate de checar con tu doctor o el farmacéutico sobre cualquier interacción que los analgésicos puedan tener con otras medicinas que estés tomando. Las personas con condiciones como úlceras, enfermedades del riñón o del hígado, deben evitar algunos medicamentos.

Cuándo llamar al doctor

Las abajo mencionadas podrían ser señales de que tienes un daño en los nervios o alguna otra condición médica subyacente que necesita tratamiento:

  • Si el dolor es severo y no remite después de unos días, o si duele incluso cuando estás en reposo o acostado.
  • Si tienes debilidad o entumecimiento en las piernas, o te cuesta trabajo ponerte de pie o caminar.
  • Si pierdes el control de la vejiga o intestinos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

app

app

app

app
app

Recibe las últimas noticias del mundo del transporte directamente a tu inbox


app
app
10 formas de lidiar con el dolor de espalda

Cuida tu espalda

La expresión de que alguien es la columna vertebral de una empresa cuando es muy importante para la misma no es gratis. Tener una espalda sana es crucial para llevar a cabo casi cualquier movimiento en el día a día. Pero como las lesiones son inevitables, te traemos diez consejos sobre cómo lidiar con el dolor moderado en la espalda baja.

Lesionarse la espalda no es nada divertido. Quizás te pasó a levantar algo en una postura incorrecta O quizá estés lidiando con una enfermedad degenerativa Como la artritis. Cualquiera que sea la causa, una vez que tienes dolor de espalda, puede ser difícil quitártelo de encima. De hecho, uno de cada cuatro norteamericanos Ha sufrido un episodio reciente de dolor en la espalda baja y casi cualquier persona puede esperar tener dolor de espalda en algún momento de su vida.

En algunas ocasiones la lesión puede ser muy seria, al grado de hacerte sentir un entumecimiento, debilidad o cosquilleo en las piernas. En este caso es recomendable acudir con un especialista. Pero este mes te traemos una serie de consejos simples para lidiar en casa con los dolores leves y rutinarios leves de la espalda baja,

Enfriala 

Lo mejor que puedes hacer por tu espalda después de una lesión, digamos en las primeras 24 a 48 horas, es ponerle hielo, ya que esto te ayudará a reducir la inflamación, comenta Anne Reicherter, doctora en fisioterapia y profesora de Terapia Física en la Escuela de Medicina de la Universidad de Maryland. “A pesar de que el calor se siente bien porque ayuda a enmascarar el dolor y a relajar los músculos, el calor inflama aún más la zona afectada”, comenta. Después de 48 horas, puedes utilizar calor para tratar la lesión. Independientemente de que utilices frío o calor, retíralo cada 20 minutos para dejar que tu piel descanse. Si el dolor persiste, acude a un médico.

Muévete

De acuerdo a Reicherter, “la espina dorsal es como el resto del cuerpo, está hecha para moverse”. Sigue haciendo tus actividades diarias (las moderadas como hacer la cama, ir a trabajar, salir a caminar); cuando te sientas mejor practica ejercicios aeróbicos como la natación, ciclismo o simplemente caminar de manera regular, pues te ayudará a incrementar tu movilidad. Nada más no exageres. No tienes que correr medio maratón con la espalda lastimada.

Fortalécela

Una vez que el dolor ha cedido, puedes ayudar a evitar futuros episodios de dolor al trabajar los músculos que soportan la espalda baja, incluyendo los músculos extensores de la columna. “Estos te ayudan a mantener una postura y alineación adecuadas en tu espina dorsal”, dice Reicherter. Tener músculos fuertes en la cadera, pelvis y la zona abdominal también le dan más soporte a la espalda. Evita las abdominales que flexionan mucho la espalda (crunches), ya que estas pueden causar una mayor tensión en la zona.

Estírate

La recomendación ideal es no permanecer más de 20 minutos sentado encorvado hacia adelante. “Como muchas personas pasan mucho tiempo encorvadas hacia adelante en el trabajo, es importante pararse y estirarse hacia atrás a lo largo del día”, comenta Reicherter. No olvides estirar las piernas. Algunas personas sienten alivio del dolor de espalda practicando una rutina de estiramientos -como el yoga-, de manera regular. Por supuesto, esto no es algo fácil de lograr cuando manejas un camión, así que trata de estirarte cada que tengas la oportunidad.

Piensa ergonómicamente

Si los asientos de tu camión no te dan el soporte adecuado en la espalda baja, consigue un cojín para la zona lumbar y colócalo en él. Esto te ayudará a mantener una buena postura.

Cuida tu postura

Encorvarse hace más difícil que la espalda soporte el peso del cuerpo. Ten mucho cuidado cuando levantes objetos pesados. Nunca cargues las cosas solo con la espalda doblándote por la cintura, lo indicado es agacharte con la espalda recta y levantar el peso con las piernas.

Deja el cigarro

Fumar puede incrementar el riesgo de osteoporosis en la columna vertebral y otros problemas en los huesos. La osteoporosis a su vez puede causar fracturas por compresión en la columna. Investigaciones recientes muestran que los fumadores son más propensos a sufrir dolor en la espalda baja comparado con los no fumadores.

Cuida tu peso

El sobrepeso es una condición que afecta a tu cuerpo de muchísimas formas, y el esfuerzo extra que tiene que hacer la espalda para llevar un mayor peso es sólo una de ellas. Por ello es recomendable que te alimentes sanamente y hagas ejercicio para mantener tu peso en un rango saludable para tu altura.

Prueba analgésicos sin receta

Los medicamentos antiinflamatorios como la aspirina, ibuprofeno (Advil, Motrin, Nuprin) y el naproxeno sódico (Aleve, Anaprox, Naprosyn), pueden ayudar a reducir el dolor en la espalda. Otra opción para tratar las molestias es el acetaminofén (Actamin, Panadol, Tylenol). Solo asegúrate de checar con tu doctor o el farmacéutico sobre cualquier interacción que los analgésicos puedan tener con otras medicinas que estés tomando. Las personas con condiciones como úlceras, enfermedades del riñón o del hígado, deben evitar algunos medicamentos.

Cuándo llamar al doctor

Las abajo mencionadas podrían ser señales de que tienes un daño en los nervios o alguna otra condición médica subyacente que necesita tratamiento:

  • Si el dolor es severo y no remite después de unos días, o si duele incluso cuando estás en reposo o acostado.
  • Si tienes debilidad o entumecimiento en las piernas, o te cuesta trabajo ponerte de pie o caminar.
  • Si pierdes el control de la vejiga o intestinos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

app

app

app

app
app

Recibe las últimas noticias del mundo del transporte directamente a tu inbox


app
app