Distracciones al volante

No te distraigas

No estar totalmente concentrado cuando vas al volante es una de las principales causas de accidentes en las carreteras, algo a lo que no ayudó nada la llegada de los smartphones. De ahí que el Departamento de Tránsito lleve varios años en una cruzada contra el manejo distraído.

Una de las cosas que los medios de comunicación nos han repetido hasta el cansancio es que debemos mantener nuestra atención en el camino cuando vamos manejando, pues la posibilidad de tener un accidente por no hacerlo es bastante alta. Por supuesto, tanto énfasis en ello no es gratuito, pues se trata de un tema que el ex-secretario del Departamento del Transporte, Ray LaHood, asumió, como una “cruzada personal” con la que buscaba incrementar la seguridad en las carreteras con lo que formalmente se conoce como Iniciativa sobre el Manejo Distraído (DDI por sus siglas en inglés). Y como en Transporte Latino estamos de acuerdo con que cuando uno va manejando los ojos deben estar en el camino en todo momento, haremos un repaso del tema.

Manejar distraído es realizar cualquier actividad que aleje tu atención de la actividad primaria de conducir; cualquier distracción pone en peligro al conductor, pasajeros y personas que simplemente tengan la mala suerte de estar en el lugar incorrecto en el momento incorrecto. Las principales distracciones al volante son:

  • Mensajes de texto
  • Utilizar un teléfono móvil o Smartphone
  • Comer o beber
  • Hablar con los pasajeros
  • Acicalarse
  • Leer, mapas incluidos
  • Utilizar un sistema de navegación
  • Mirar un video
  • Ajustar el radio o reproductores de CD o MP3

El Departamento del Transporte ha enfocado sus baterías, por así decirlo, en contra de enviar y recibir mensajes de texto pues requiere atención visual, manual y cognitiva por parte del conductor. Evidentemente, aunque no aparecen en la lista, manejar bajo el influjo de bebidas alcohólicas o drogas, son claramente un peligro al conducir pero, por tratarse de problemas conocidos, no forman parte de la DDI. Sabemos que muchos de nuestros lectores son veteranos del volante con miles de millas recorridas, por lo que asumimos que ustedes son también las personas más indicadas para entender lo rápido que puede producirse un accidente y la importancia de enfocar toda la atención en el camino cuando se está al volante.

La campaña del Departamento del Transporte contra las distracciones al volante no es nueva. En septiembre de 2010 la Administración Federal para la Seguridad de los Transportistas (FMCSA por sus siglas en inglés) prohibió a los conductores de camiones comerciales y autobuses “textear” mientras manejan y en noviembre de 2011 prohibió incluso utilizar un teléfono con la mano para hacer llamadas. Y aunque puede parecer exagerado, todas las investigaciones que se han realizado hasta la fecha indican que la distracción que implica hablar por teléfono mientras manejas hace que no captes importante información visual y auditiva que en otra situación te ayudaría a evitar una accidente.

Desafortunadamente, a pesar de que la Iniciativa sobre el Manejo Distraído lleva ya varios años aplicándose, el número de decesos en la carretera no ha reducido de manera significativa. Tan solo en 2015, 3,477 personas murieron y 391,000 resultaron heridas en choques que involucraron a conductores distraídos. Según datos de la FMCSA, durante las horas de día, 660,000 conductores utilizan teléfonos celulares mientras manejan, lo cual crea un potencial enorme para que haya accidentes. Como es de esperarse, el grupo más propenso a manejar distraído es el de los adolescentes.

Consejos para dueños

Si eres una persona con empleados a tu cargo, especialmente en algún negocio que implique tener gente detrás del volante, como ocurre con todos los que se dedican al transporte en cualquier de sus vertientes, el Departamento del Transporte tiene tres consejos que darte para ayudar concientizar a tus trabajadores sobre los peligros de manejar distraído ya que esto tiene sentido y más cuando se habla de negocios.

  • Consigue materiales para incrementar la conciencia del problema.

La Red de Empleadores para la Seguridad Vial (NETS por sus siglas en inglés) tiene un kit gratuito de información sobre cómo las empresas pueden incrementar la conciencia sobre la seguridad y desalentar el manejo distraído entre sus empleados. Puedes descargarlo en www.trafficsafety.org.

  • Establece una política sobre el manejo distraído.

Descarga una muestra desde www.distraction.gov, personalízala según las necesidades de tu empresa y deja saber a tus empleados que apoyas la conducción sin distracciones. Cuelga pósters en la oficina para con las diferentes campañas del DOT como “Un mensaje o una llamada podrían arruinarlo todo” o que “Tu manejas, tú texteas, tu pagas” o “Celular en mano, multa pagando”.

  • Invita a tus empleados a que adquieran y difundan el compromiso.

El manejo distraído no se vuelve menos peligroso cuando se termina la jornada laboral. Reparte formas de compromiso entre tus empleados y pídeles que las compartan con amigos y familia. Búscalas en www.distraction.gov.

Ojos en el camino

Cuando envías o lees un mensaje quitarás tu atención del camino por al menos 5 segundos. Si vas a 55 mph, equivale a conducir una cancha de fútbol sin ver el camino. Enviar o recibir un mensaje de texto eleva 2,300% las posibilidades de tener un accidente mientras manejas. Marcar un número lo incrementa 2.8 veces, hablar o escuchar 1.3 y buscar el teléfono 1.4.

Enviar o recibir mensajes de texto al manejar causa*:

  • 1,600,000 accidentes al año.
  • 330,000 heridos al año.
  • 11 muertes de adolescentes CADA DÍA.
  • Cerca del 25% de los accidentes de tránsito.

*Fuentes: Consejo de Seguridad Nacional, Centro de Estudio de Análisis de Riesgo de Harvard, Hechos de Accidentes Fatales del Instituto para la Seguridad en Carreteras.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

app

app

app

app
app

Recibe las últimas noticias del mundo del transporte directamente a tu inbox


app
app
Distracciones al volante

No te distraigas

No estar totalmente concentrado cuando vas al volante es una de las principales causas de accidentes en las carreteras, algo a lo que no ayudó nada la llegada de los smartphones. De ahí que el Departamento de Tránsito lleve varios años en una cruzada contra el manejo distraído.

Una de las cosas que los medios de comunicación nos han repetido hasta el cansancio es que debemos mantener nuestra atención en el camino cuando vamos manejando, pues la posibilidad de tener un accidente por no hacerlo es bastante alta. Por supuesto, tanto énfasis en ello no es gratuito, pues se trata de un tema que el ex-secretario del Departamento del Transporte, Ray LaHood, asumió, como una “cruzada personal” con la que buscaba incrementar la seguridad en las carreteras con lo que formalmente se conoce como Iniciativa sobre el Manejo Distraído (DDI por sus siglas en inglés). Y como en Transporte Latino estamos de acuerdo con que cuando uno va manejando los ojos deben estar en el camino en todo momento, haremos un repaso del tema.

Manejar distraído es realizar cualquier actividad que aleje tu atención de la actividad primaria de conducir; cualquier distracción pone en peligro al conductor, pasajeros y personas que simplemente tengan la mala suerte de estar en el lugar incorrecto en el momento incorrecto. Las principales distracciones al volante son:

  • Mensajes de texto
  • Utilizar un teléfono móvil o Smartphone
  • Comer o beber
  • Hablar con los pasajeros
  • Acicalarse
  • Leer, mapas incluidos
  • Utilizar un sistema de navegación
  • Mirar un video
  • Ajustar el radio o reproductores de CD o MP3

El Departamento del Transporte ha enfocado sus baterías, por así decirlo, en contra de enviar y recibir mensajes de texto pues requiere atención visual, manual y cognitiva por parte del conductor. Evidentemente, aunque no aparecen en la lista, manejar bajo el influjo de bebidas alcohólicas o drogas, son claramente un peligro al conducir pero, por tratarse de problemas conocidos, no forman parte de la DDI. Sabemos que muchos de nuestros lectores son veteranos del volante con miles de millas recorridas, por lo que asumimos que ustedes son también las personas más indicadas para entender lo rápido que puede producirse un accidente y la importancia de enfocar toda la atención en el camino cuando se está al volante.

La campaña del Departamento del Transporte contra las distracciones al volante no es nueva. En septiembre de 2010 la Administración Federal para la Seguridad de los Transportistas (FMCSA por sus siglas en inglés) prohibió a los conductores de camiones comerciales y autobuses “textear” mientras manejan y en noviembre de 2011 prohibió incluso utilizar un teléfono con la mano para hacer llamadas. Y aunque puede parecer exagerado, todas las investigaciones que se han realizado hasta la fecha indican que la distracción que implica hablar por teléfono mientras manejas hace que no captes importante información visual y auditiva que en otra situación te ayudaría a evitar una accidente.

Desafortunadamente, a pesar de que la Iniciativa sobre el Manejo Distraído lleva ya varios años aplicándose, el número de decesos en la carretera no ha reducido de manera significativa. Tan solo en 2015, 3,477 personas murieron y 391,000 resultaron heridas en choques que involucraron a conductores distraídos. Según datos de la FMCSA, durante las horas de día, 660,000 conductores utilizan teléfonos celulares mientras manejan, lo cual crea un potencial enorme para que haya accidentes. Como es de esperarse, el grupo más propenso a manejar distraído es el de los adolescentes.

Consejos para dueños

Si eres una persona con empleados a tu cargo, especialmente en algún negocio que implique tener gente detrás del volante, como ocurre con todos los que se dedican al transporte en cualquier de sus vertientes, el Departamento del Transporte tiene tres consejos que darte para ayudar concientizar a tus trabajadores sobre los peligros de manejar distraído ya que esto tiene sentido y más cuando se habla de negocios.

  • Consigue materiales para incrementar la conciencia del problema.

La Red de Empleadores para la Seguridad Vial (NETS por sus siglas en inglés) tiene un kit gratuito de información sobre cómo las empresas pueden incrementar la conciencia sobre la seguridad y desalentar el manejo distraído entre sus empleados. Puedes descargarlo en www.trafficsafety.org.

  • Establece una política sobre el manejo distraído.

Descarga una muestra desde www.distraction.gov, personalízala según las necesidades de tu empresa y deja saber a tus empleados que apoyas la conducción sin distracciones. Cuelga pósters en la oficina para con las diferentes campañas del DOT como “Un mensaje o una llamada podrían arruinarlo todo” o que “Tu manejas, tú texteas, tu pagas” o “Celular en mano, multa pagando”.

  • Invita a tus empleados a que adquieran y difundan el compromiso.

El manejo distraído no se vuelve menos peligroso cuando se termina la jornada laboral. Reparte formas de compromiso entre tus empleados y pídeles que las compartan con amigos y familia. Búscalas en www.distraction.gov.

Ojos en el camino

Cuando envías o lees un mensaje quitarás tu atención del camino por al menos 5 segundos. Si vas a 55 mph, equivale a conducir una cancha de fútbol sin ver el camino. Enviar o recibir un mensaje de texto eleva 2,300% las posibilidades de tener un accidente mientras manejas. Marcar un número lo incrementa 2.8 veces, hablar o escuchar 1.3 y buscar el teléfono 1.4.

Enviar o recibir mensajes de texto al manejar causa*:

  • 1,600,000 accidentes al año.
  • 330,000 heridos al año.
  • 11 muertes de adolescentes CADA DÍA.
  • Cerca del 25% de los accidentes de tránsito.

*Fuentes: Consejo de Seguridad Nacional, Centro de Estudio de Análisis de Riesgo de Harvard, Hechos de Accidentes Fatales del Instituto para la Seguridad en Carreteras.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

app

app

app

app
app

Recibe las últimas noticias del mundo del transporte directamente a tu inbox


app
app